equipo médico aviso legal inicio













Con el apoyo de: Sociedad Española de Gerontopsiquiatría y Psicogeriatría

todomemoria.net se ofrece gratuitamente gracias al patrocinio de:

 

 

INICIO>INFORMACIÓN PARA CUIDADORES Y FAMILIARES>DOCE REGLAS PARA LOS CUIDADORES

Tratamiento farmacológico
 

Tratamiento farmacológico de las demencias

Los tratamientos farmacológicos de las demencias intentan controlar los síntomas que presentan los pacientes. El tratamiento debe plantearse de una forma individualizada con relación a la los trastornos que provoquen sufrimiento al paciente o dificultades de manejo a los cuidadores.

En la demencia tipo Alzheimer y en otras como la demencia mixta, vascular, demencia asociada a enfermedad de Parkinson, en las que se sigue investigando, existen tratamientos específicos, que intentan frenar la evolución de la enfermedad y contribuyen al control de los llamados síntomas psiquiátricos, como pueden ser síntomas depresivos, de ansiedad, agitación, etc. Estos tratamientos no los consideramos curativos, debido a que no pueden detener a lo largo plazo la evolución progresiva de la enfermedad. En los estadios iniciales es importante comenzar el tratamiento lo antes posible y mantenerlo en función de la respuesta en cada caso. Actualmente también existen tratamientos específicos en las fases avanzadas. En los pacientes cuya enfermedad evoluciona, a pesar de que sigan estos tratamientos, debemos plantearnos su utilidad si el paciente mejora algún síntoma por ejemplo: si mejora su capacidad de comunicación o su conducta, es razonable mantenerlo. Debe valorarse cada caso de forma individualizada entre el médico especialista y el cuidador.

Los fármacos que actualmente se utilizan como tratamiento específico para la enfermedad de Alzheimer son donepezilo, rivastigmina, galantamina y memantina. Estos fármacos también se ha investigando en demencia vascular, así como en otros tipos de demencia (Parkinson, por cuerpos de Levy), como tratamiento de los síntomas cognitivos y psiquiátricos.

En los pacientes con demencia vascular o mixta, es esencial el tratamiento de los llamados factores de riesgo: si son hipertensos, mantener correctamente las cifras tensiónales; si son diabéticos, evitar niveles altos de azúcar, controlar la obesidad y los niveles de colesterol y triglicéridos, evitar el consumo de alcohol y de tabaco, aumentar el ejercicio físico. Un tratamiento antiagregante como la aspirina puede prevenir el riesgo de lesiones isquémicas en el cerebro (embolias).

Con relación a los síntomas psiquiátricos que pueden aparecer en el curso de las demencias, existen numerosos tratamientos que su médico deberá seleccionar en función de los síntomas que presente el paciente. Por ello es tan importante conocer bien los síntomas que presente el paciente, explicarlos minuciosamente al médico que lo atiende y él podrá decidir si está indicado prescribir un antidepresivo, ansiolítico, neuroléptico, anticonvulsivante o una combinación de alguno de estos. Los síntomas siempre son tratables: actualmente existe un arsenal terapéutico muy importante y el éxito del tratamiento dependerá de la información proporcionada por el cuidador y de la tolerancia del paciente con relación a los efectos adversos.

Antidepresivos: Los antidepresivos actuales en general son bien tolerados, pueden presentar efectos adversos como todos los fármacos, los más comunes son las nauseas, vómitos, somnolencia o insomnio, disminución del apetito, etc.

Pueden ser útiles en el tratamiento de:
Depresión
Ansiedad
Conductas agresivas
Insomnio
Labilidad emocional
Conductas hiperfágicas o hipersexuales.

Ansiolíticos: Son fármacos de acción rápida y esto puede ser útil en algunos casos. También pueden producir efectos adversos como somnolencia diurna, confusión; pueden aumentar el riesgo de caídas y pueden producir un efecto paradójico, es decir provocar un efecto contrario al esperado (en lugar de sedación, intranquilidad).

Pueden ser útiles en el tratamiento de:
Insomnio
Ansiedad
Agitación

Neurolépticos: Están indicados en el tratamiento de los síntomas psicóticos de la demencia, es decir cuando el paciente presenta alucinaciones (ve cosas que no existen con una total sensación de realidad o piensa cosas que no son reales con un total convencimiento--ideas delirantes). También se han utilizado en el tratamiento de la agresividad. Pueden presentar efectos adversos como temblor, rigidez, babeo, somnolencia, aumento del riesgo de caídas por trastorno de la deambulación. A pesar de ello los llamados atípicos presentan menos efectos adversos: Risperidona , quetiapina, ziprasidona, amisulpride,aripiprazol,etc

Pueden ser útiles en el tratamiento de:
Alucinaciones
Delirios
Conductas agresivas
Ansiedad psicótica
Estado confusional

Lo mas importante es que usted sigua detalladamente las instrucciones que le ha dado el médico responsable del tratamiento de su familiar y si tiene alguna duda consulte antes de hacer los cambios.

Tratamiento conductual combinado con los fármacos

En algunas ocasiones podremos tratar algunos síntomas relacionados con la conducta sin fármacos: la comprensión de la situación en la que se produce el trastorno de la conducta y unos adecuados consejos al cuidador pueden facilitar que el paciente deje de presentar este tipo de conductas. Por ejemplo: cada vez que le propongo bañarse se agita, tiene miedo, grita y me pellizca. Conducta a seguir: intentar que el baño este caliente, así al desnudarlo no tendrá frío. Consigo un sillón de plástico con una toalla para que este cómodamente sentado y no tenga miedo a caerse. Le pongo una música que le gusta. Y, si a pesar de estas precauciones, se resiste a la ducha, busco nuevas estrategias: Me intento duchar con él/ella, o intento colocarle el bañador para conseguir que recuerde situaciones placenteras, baños en el mar, nadar, pasarlo bien, y lo que se hacía cuando se iba a la playa. Así podemos conseguir una higiene del paciente placentera y tranquila.

Si el cuidador, ayudado por el equipo de profesionales que participan en el tratamiento, informa adecuadamente al médico de las situaciones difíciles, podremos crear un plan de cuidados muy específico para cada paciente y su familia.

A lo largo de la evolución de las demencias los pacientes presentan distintos síntomas e incluso los mismos síntomas aparecen con expresiones diferentes. Estos son siempre tratables, consulte con su equipo médico.

 
 

Autoras:

Raquel Cuevas - Psicologo
Fundación Hospital Asil De Granollers
Pilar de Azpiazu - Psiquiatra
| Área de Psicogeriatría. C.A.S.M. Benito Menni
Fundación Hospitalaria Asil Granollers
Benito Menni

| optimización , resolución 800 x 600 - explorer | aviso legal